Etapa 5: Villaviciosa – Oviedo #rssuave

by Julen

image

Hoy hemos aprovechado que Oviedo ofrecía el indispensable pincho de tortilla del bar Marcos para tomarnos el día de tranquilidad y dejar la etapa en algo menos de 50 km. Así de paso hemos tenido tiempo de hacer una parada técnica en boxes para someter al tibial anterior a una sesión de caricias. Joder, cómo duele cuando llegan al «punto». ¿Duele? Pues ¡fiesta! Ya sabemos dónde meter el dedo: donde duele. Qué simple este trabajo de fisioterapia, ¿no? Vale, vale, seguro que hay más ciencia detrás.

Salida de Villaviciosa esta mañana, donde acababa de llover con cierta intensidad. El día está gris, muy de valle del interior asturiano. Gris, orbayu, niebla, melancolía. Tras dejar el camino del norte y coger el primitivo hacia Oviedo, me encuentro con dos australianos con dudas de si acercarse a Valdediós o tirar hacia arriba donde el Alto de la Campa espera con sus 400 metros de altitud, todo un hors catégorie que dirían los franceses. Cuatro veces ya que se han venido estos australianos para acá a fin de recorrer diversos tramos y vías del Camino de Santiago. Será que allá no tienen caminos, digo yo.

La subida al Alto de la Campa es durilla. No por el desnivel sino por el camino-camino que a ratos es sendero precioso y bucólico y a ratos insufrible tránsito por la maleza y entre las ortigas. Ah, las ortigas, más recuerdos de infancia. Pues, con perdón, ahora a joderse toca, a ortigarse como un bendito peregrino que ha debido pecar mucho porque ¡vaya penitencia!

Arriba, más niebla, con una estación de servicio abandonada junto a un restaurante. Más melancolía y añoranza de un tiempo pasado que parece que por aquí fue mejor. Pero, eso sí, comienza la bajada hacia Pola de Siero. Carretera en su mayor parte con un tramo de sendero bien bonito que termina en una ermita, ya cerca del pueblo y junto al río. ¿Qué hacer en Pola de Siero? Un té en una pastelería rancia de tercera edad y a sellar la credencial en el albergue que, por cierto, pinta chulo y modernón.

Mis gestiones para localizar un fisio en Oviedo no dan resultado. O no contestan o no hay hueco para que me atiendan hoy. Pues seguiré hasta Grado. Pero no, al final me acaban llamando de uno de los sitios y me dan hora a las cinco de la tarde. Pues nada, etapa corta que acabará en Oviedo tras pasar a saludar a los padres de Iván por el bar. Impresionante la tortilla de patata, hacedme caso. Bar Marcos,
en la calle Augusto Junquera, 4. No es broma el asunto.

Para las dos de la tarde ya estaba callejeando por Oviedo. Catedral, casco antiguo, parque San Francisco, escultura de Woody Allen. Vamos, lo típico. Y luego, como os decía, paso por boxes con un fisio hablador como él solo. Una hora que espero que cunda y nos deje continuar las cinco etapas que nos quedan hasta Santiago. Hay que replanificar finales de etapa pero voy holgado de tiempo por lo que espero que no haya mayor problema.

Y mientras escribo esto el orbayu amenaza ahí fuera. Cosas de la tierra. No sé por qué, pero me parece un fenómeno meteorológico que le va que ni al pelo a esta ciudad. A ver cómo amanece mañana.

Distancia recorrida: 46,07 km. Desnivel acumulado: 895 m. Tiempo de pedaleo: 3h 31min.

Enlaces: fotografías en Flickr, fotografías en Instagram y tweets del Camino.

Artículos relacionados

4 comentarios

Iván 23/07/2013 - 16:14

Gracias por pasarte por la cafetería de mis padres y ver de donde vengo. Me alegro que te haya gustado el famoso pincho de tortilla del Café Bar Marcos 🙂

Responder
Julen 25/07/2013 - 17:34

Haré publicidad de ese pincho, no te quepa la menor duda 😉

Responder
aNa 24/07/2013 - 13:10

q sepas q voy a intentar replicar tu «experiencia» y me valdré d tus consejos… sobre todo… del sitio para el pincho de tortilla
gracias x compartir tus tramos!

aupaaaaaa!

Responder
Julen 25/07/2013 - 17:31

El pincho de tortilla, glorioso, de verdad. Con cebolla, no muy hecha y pan de pueblo estupendo para acompañar. Con zumo de naranja, perfecto 🙂

Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.