Palabras en busca de imágenes

by Julen

El texto se sabía en vía muerta. Por más que recibiera más palabras, aquel combustible fósil tenía los días contados. Los caracteres se sucedían en una secuencia que tocaba a su fin. Todo aquel inmenso hemisferio izquierdo del cerebro había agotado sus recursos. Las nuevas líneas no hacían sino aburrir. Más se convertía en menos. Así que no quedaba otra posibilidad.

Al principio pensaron organizar una comisión. Algunas palabras, hartas de caer en el olvido, organizaron una manifestación ante la sede de los medios audiovisuales. En realidad no sabían muy bien qué querían. Habían comenzado un camino repleto de inseguridad. El futuro bien podía ser la desaparición. A manos del enemigo, puede que aquel movimiento desesperado fuera una locura.

Los párrafos más tradiciones eran los que peor lo estaban pasando. Se sabían con una enorme espada de Damocles encima. Estaban abocados a la extinción más pronto que tarde. Casi nadie se fijaba en ellos. Monocordes, pesados, lentos. El mundo, en cambio, giraba a mil revoluciones alrededor de las imágenes. ¿No podía haber algún tipo de alianza que garantizara un mejor futuro para todas aquellas palabras?

Fue entonces cuando pasó. Hubo imágenes que lo tuvieron claro. Las personas se expresaban con palabras. Era difícil pensar en un mundo donde la escritura dejara de existir. Pero la aceleración compulsiva exigía más en menos tiempo. De ahí el principio de acuerdo: imágenes y texto viajarían, siempre que fuera posible, de la mano. El texto había resistido este primer asalto. Por el momento.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.