Las dos vacas

by Julen

Eran dos vacas, siempre dos. Una mejor, otra más arisca. Una con sus motas negras y blancas, otra más oscura. Las dos tenían nombre, porque sólo eran dos. Un número abarcable.

Las dos vacas habitaban lo más alto de la jerarquía animal.Recibían los brotes más tiernos de hierba, se las recogía cada día, tenían su propio hogar. Producían para los humanos y su convivencia debía ser, por obligación, pacífica y de mutuo beneficio.

Las vacas eran tranquilas. Conocían bien sus territorios. Cada día caminaban de forma pausada hasta unas campas siempre verdes. No sé por qué, pero en aquella época, no había verano seco. La hierba estaba húmeda. Quizá por eso las vacas parecían felices y yo siempre me llevé bien con ellas.

Era marzo de 1969.

Artículos relacionados

2 comentarios

arrikitaun 16/12/2009 - 00:52

eta orain landa hartan adosatu gris eta ilun batzuk eraiki dituzte. (google map-en ikusita)

Responder
Julen 16/12/2009 - 07:40

Egia da, bai 🙁

Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.